Articulos y Entrevistas

Todos los dias subimos artículos en base al material que generan nuestros programas.

Blog

Cuál es la realidad de la escuela secundaria en la Argentina

La investigadora Nancy Montes analiza las mejoras en materia de inclusión y plantea que uno de los desafíos actuales está en la cuestión de las evaluaciones




Nancy Montes, investigadora del FLACSO, consideró que la escuela secundaria en Argentina “está mejor que en otras épocas” ya que hoy tiene más adolescentes en las aulas y porque el público que asiste es más heterogéneo en términos sociales. En ese marco, aseguró que se trata de una instancia “más inclusiva” que hace algunas décadas, lo cual remite a una dinámica que se da en este país acá y en otros de la región. Hoy, el 82% de los jóvenes asiste a la escuela, lo que interpretó como “una muy buena noticia”.

La especialista también planteó que la obligatoriedad de la escuela secundaria implica cambiar lógicas de la escuela, los docentes, las instituciones y de los propios estudiantes. “Ahí hay dificultades y desafíos ahora y a futuro para mejorar la permanencia, los aprendizajes y el modo de egresar, entre otras cosas”, señaló.

Montes precisó que, en la actualidad, la repitencia en el ciclo básico es del 11% y en el superior es del 6%. Mientras que la sobre-edad en escuelas estatales llega hasta al 48%. Esto último se entiende como una “repitencia acumulada”: son chicos que abandonan y vuelven a entrar al sistema escolar, que tienen una dificultad para hacer una trayectoria continua, sin intermitencias. Muchas veces pasan años fuera del sistema educativo o a veces entran tarde, porque no tienen posibilidades de ingresar en sus lugares de residencia. Los estudios afirman que quien no termina la secundaria, tiene más chances de ser pobre en el futuro.

La investigadora hizo referencia al concepto de ‘Trayectoria escolar’, que es el recorrido que hacen los estudiantes por el sistema formal de educación. Distinta es la ‘Trayectoria educativa’, que es más amplia y que incluye todo lo que los chicos aprenden por fuera de la escuela: en talleres, clubes o redes sociales. Las trayectorias escolares, en tanto, están fuertemente significadas por los regímenes académicos: las condiciones de asistencia, de aprobación de materias, de conformación de planes de estudio, etcétera.

“Antes había una gran cantidad de planes de estudio y una fragmentación del sistema. En el año 2006 se decide unificar y revisar la cantidad de títulos existentes. Hoy hay 13 orientaciones de carácter nacional, que cada provincia incorpora en su reglamentación, con nuevos diseños curriculares. Eso llegó a los contenidos, lo mismo que los cambios de la dinámica cultural y tecnológica de la sociedad. Hay una demanda a la escuela de incorporar novedades u otros modos de vínculo con el conocimiento”, explicó Montes en diálogo con “Aprendemos juntos” por Radio Arinfo.

En ese marco, puntualizó que la evaluación ha sido el aspecto “menos conmovido” por los cambios, aún cuando se trata de una instancia que condiciona la trayectoria de los estudiantes.

“Se suele evaluar de modo diferente al que se enseña. Los chicos tienen que hacer un ejercicio adicional para ver qué se les está preguntando. Los modos de formular las preguntas dialogan poco con la forma en que se dictan  los contenidos en clase. Cuando los chicos no aprueban, pocas veces se vuelve sobre eso que no entendieron, que no conocen o que no pudieron hacer. Así, se acumulan situaciones de fracaso”, dijo Montes.

En esa línea, añadió: “Las evaluaciones hacen referencia a la adquisición de contenidos y a la competencia memorística, más que a la comprensión. Son muy pobres los modos de evaluar respecto de lo que debería ser. Ese es un problema sobre qué aprendizaje queremos y qué propuesta de enseñanza tenemos”.

Finalmente, la investigadora lamentó que aún el aula de la escuela secundaria sea “una caja negra, un espacio hermético y poco permeable a los cambios”.

“Hay docentes que intentan innovar, pero las prácticas deben conversar con lo cultural, lo tecnológico y volver a interpelar curiosidad de estudiantes. Ese es un desafío fuerte”, finalizó desde los micrófonos de Radio Arinfo.

 

 Escuchá "Aprendemos juntos" los miércoles de 17 a 18 horas por www.arinfo.com.ar

 



 
Comentarios
Enviá tu Comentario