Articulos y Entrevistas

Todos los dias subimos artículos en base al material que generan nuestros programas.

Blog

Cómo evitar el maltrato a los adultos mayores en los geriátricos

La abogada Amalia Suárez explica cómo identificar estas situaciones y asegura que la educación es la mejor forma de terminar con ellas




El maltrato a los adultos mayores en los geriátricos es un tema complejo y pocas veces abordado. Esta violencia se puede dar de múltiples formas.

“Se dan distintas cuestiones en cuanto al trato: se infantiliza al adulto mayor, cuando en realidad es una persona mayor. También se la deshumaniza, se le cambia la identidad, es decir, no lo llaman por el nombre o se le da un nombre de fantasía. La realidad es que no son ‘abuelitos’: son personas mayores con identidad, con nombre”, planteó la abogada Amalia Suárez, quien coordina la comisión de derechos de adultos mayores del Colegio Público de abogados y también es parre de la unidad de contralor de geriátricos privados del Gobierno de la Ciudad.

La especialista aseguró que estos maltratos muchas veces se deben a la falta de capacitación de los empleados de los establecimientos, ya que estos significan mano de obra barata para los dueños. En ese marco, hizo hincapié en la importancia de exigir una capacitación periódica los trabajadores, según ley que regula funcionamiento de geriátricos en la Ciudad

“También está el tema de los derechos de las personas mayores. Ingresar a institución no significa cortar con la vida que ha tenido afuera. No es una entidad carcelaria con horarios a cumplir o en la que la familia tiene una restricción. La familia debe estar siempre, no debe haber horarios. Es que esta también debe ser continente, aún cuando hay algunas familias que dejan a su adulto mayor en una institución y se olvidan. El geriátrico no debe ser un depósito, debe ser un lugar donde las personas tengan calidad de vida”, sostuvo Suárez en diálogo con “Patológicamente correctos” por Radio Arinfo.

La abogada reconoció que es difícil comprobar los maltratos en estos establecimientos, pero hay ciertos indicadores que los denotan como el olor a orina, los hematomas o las marcas.

Hoy en la Ciudad de Buenos Aires existen controles al funcionamiento de estos lugares y se realizan clausuras e intimaciones ante la detección de irregularidades. “Hay un equipo interdisciplinario de psicólogos, trabajadores sociales y nutricionistas que, de lunes a viernes, salen a hacer controles sin aviso. Llaman muchas ex empleadas haciendo denuncias”, precisó Suárez. 

Hoy, en la Ciudad, hay unos 600 geriátricos habilitados. También hay otros clandestinos, que se descubren cuando alguien hace una denuncia.  En muchas lugares del interior no hay legislación y cualquier persona puede abrir lugar de estas características.

“Hay que modificar la ley, que está desactualizada. La cuestión del envejecimiento va cambiando y se requieren más cuidados. Hay que obligar a los titulares a capacitarse en temas de  gerontología y derechos de las personas mayores”, reclamó la especialista en derechos de personas de la tercera edad.

Suárez opinó que, si una persona está discapacitada, debería permanecer en su casa y la obra social debería dar un subsidio o un aporte para que alguien la acompañe en su hogar. “La institucionalización debería ser la última instancia para una persona”, dijo desde los micrófonos de Radio Arinfo.

Ante la consulta sobre las personas que son llevadas a geriátricos mediante engaños, reflexionó: “Hoy la ley no exige el consentimiento, pero yo creo que debería haberlo, si es que la persona está en condiciones de decidir. Un equipo interdisciplinario debería evaluar su situación e informarle sus derechos. Habría que asegurarles que van a tener calidad de vida y que van a mantener su vida, con la diferencia de que va a compartir con otros adultos mayores”.

Finalmente, sobre cómo cambiar la mirada hacia las personas mayores, Suárez recalcó: “Los jóvenes deben valorar a los adultos mayores, porque ahí está la historia de nuestra vida. Es una cuestión de educación. Desde el jardín hay que revalorar figura del adulto mayor en la familia y darle respeto que se merece. Ellos deben tener una participación en la sociedad y la familia”.


 Escuchá "Patológicamente correctos" los martes de 12 a 13 horas por www.arinfo.com.ar

Seguinos en Twitter:  https://twitter.com/#!/RadioArinfo

 

 


 
Comentarios
Enviá tu Comentario