Articulos y Entrevistas

Todos los dias subimos artículos en base al material que generan nuestros programas.

Blog

Jóvenes argentinos se unen contra el Bullying

A través de las redes sociales y de encuentros presenciales buscan compartir experiencias y concientizar sobre la problemática





El bullying es un acoso que se da de manera constante y entre pares. No solo pasa una vez, sino que se da en formas reiteradas, se sostiene en el tiempo. El mismo puede ejercerse de manera verbal, física o, incluso, a través de internet. Quienes sufren este maltrato pueden tener graves consecuencias como trastornos alimenticios o de ansiedad, problemas a nivel académico y, en casos graves, depresión e intentos de suicidio.

Cinthia Acerbis es una estudiante argentina, integrante de un grupo de jóvenes que, desde diciembre de 2012, luchan contra el bullying y que buscan concientizar a la población a nivel nacional e internacional. Desde su espacio en la red social Facebook (No Más Mullying), juntan firmas para que se den talleres en los colegios y para que haya capacitación docente sobre el tema.

Desde esta organización, que aún no tiene personería formal, ayudaron a que se sancionara, a nivel nacional, una ley contra el bullying, la cual aún no ha sido reglamentada.

Además,  hacen reuniones mensuales en la Ciudad de Buenos Aires para chicos que sufren o hayan sufrido bulliyng.

“Intentamos que los chicos puedan relacionarse y que entiendan no tienen ningún problema para crear vínculos con pares. Diariamente, nos llegan historias de chicos que nos cuentan sus historias o que nos dicen en la escuela ven lo que les está pasando y nadie hace nada. Cuando la ley se reglamente, eso último no va a poder ocurrir más porque va a ser ilegal que lo dejen pasar”, explicó Acerbis, quien hoy tiene 21 años y estudia psicología.

Sobre el funcionamiento del grupo, contó al programa “Al quinto día” de Radio ArinfoPlay: “Nos va muy bien. A los chicos les encantan las reuniones y, cuando termina una, comienzan a preguntar por la próxima. La idea es, en algún momento, que haya profesionales orientando a los chicos”.

“Lo más importante es que busquen ayuda y que se animen a contar lo que les pasa. Si se callan, es peor. Yo me callé durante mucho tiempo y no sirvió de nada. Fui víctima de bullying durante toda la etapa escolar y algunas amigas se enteraron recién cuando empecé con esta movida. En mi casa también contaba muy poco”, reveló.

A la hora de hablar de su historia personal, la joven relató: “En jardín de infantes había nenas que lideraban y, como yo era muy tímida, me dejaban afuera de todo. Eso también es una forma de bullying si se hace de manera persistente. A los 9 años, ya en la primaria, empezó a darse de manera más fuerte: me cargaban por mi físico, me comparaban con un personaje de una novela que era gordita, me decían que no tenía amigos, en los cumpleaños se reían de cómo bailaba o me decían que era pobre por no tener ropa de marca. En secundaria, fue terrible”.

Acerbis planteó que la mayoría de chicos que se contacta con el grupo tiene entre 13 y 17 años y, al analizar el rol de los padres, señaló: “Las familias no se hacen cargo del chico o este último no puede expresar lo que le pasa. La adolescencia es una etapa complicada y los chicos sienten que en sus casas no los entienden. Si no hay una relación muy profunda, es difícil que hablen. De todos modos, hoy están más atentos porque se habla mucho del tema e, incluso, hay padres que vienen a las reuniones”.

“Generalmente, los que hacen bullying son chicos que sufren maltrato en su casa, que se odian a sí mismos y que tienen miedo de ser víctimas. Muchos no son malos, simplemente lo hacen para pertenecer”, remarcó la estudiante.

En ese plano, recordó un testimonio de uno de los integrantes del grupo: “En una reunión, un chico dijo que el problema no estaba en nosotros, sino en los otros. Cuando era chica, yo pensaba que tenía un problema y no le encontraba solución al tema. Me sentía inferior. Con lo que hoy hago, le encuentro un sentido a todo lo que viví”.

“Yo siempre recomiendo tener asistencia psicológica. Es fundamental porque hay muchos chicos que terminan con trastornos graves y no lo pueden manejar solos”, expresó desde los micrófonos de Radio ArinfoPlay.

Finalmente, Acerbis desestimó el término de “bullying mediático” que se utilizó para hablar sobre las críticas hacia la estrella teen Violetta por su supuesta anorexia y reclamó a los medios que aborden el tema con respeto.

“Se mezclan las cosas. Los famosos pueden ser víctimas de cyber-bullying, pero en este caso el término se usó de manera equivocada. Usan términos raros para hablar del tema. Después de la muerte de la chica de Junín se habla del tema bien y mal. En este último caso, lo tratan solo como un juego”, concluyó.



Escuchá "Al quinto día" los jueves de 22 a 23 hs. por www.arinfoplay.com.ar 

Seguinos en Twitter:  https://twitter.com/#!/RadioArinfo 


 
Comentarios
Enviá tu Comentario